miércoles, 20 de abril de 2011

Café verde subliminal

Miércoles simpaticón. Lástima el haber dormido únicamente 5 horas y trabajado casi 12, pero bueno nada es perfecto y si me voy a quejar de todo mejor empiezo llamando a los 0 800 disponibles para reclamar, por ejemplo, que mi paquete de galletitas no trajo ningún sticker. Y quizás hasta me envíen una canasta de productos por las molestias ocasionadas.

Día de lluvia, nublado y fresquito, muy London style, muy anglosajón, pero sin el glamour de los arreglos para el festejo del matrimonio del príncipe William y Kate, que me imagino que ahora será Lady Kate. Por el contrario, he sido acompaña toda la jornada laboral (literalmente hablando) por una sinfonía de sonidos diversos, que ciertamente no se acoplaban para provocarme placer auditivo sino para agregar una dosis extra de stress a la monárquica vida de esta ciudad: piquetes, protestas, discursos, calles cortadas, automovilistas alterados, buses fuera de su recorrido habitual... I love Buenos Aires.

Luego de almorzar, fui a este popular negocio de café por algo dulce. Compré un chupetín gordito color rosa, que colocaron dentro de una de sus típicas bolsitas de papel madera.

Una vez digerido el chupetín (o a medias, porque la mezcla de mazapán con trufa de chocolate seguro necesitó más de 10 minutos de bombardeo de jugos gástricos), me detuve a observar la leyenda en la bolsa porta-golosina: Use-Reuse-Reuse-Reuse-Reuse-Reuse-Recycle. (Use-Reuse-Reuse-Reuse-Reuse-Reuse-Recicle).

Al principio parece un sencillo mensaje pro-medio ambiente. Pero, si lo miramos desde el Dark Side (hola si, Jimena SkyWalker, un gusto, ¿te dejo mi tarjeta?), podemos cuestionarnos lo siguiente:

¿Por qué repite tanto la palabra REUSE? ¿Por qué lo hace cinco veces?

El análisis de este cryptex me lleva a elaborar las siguientes hipótesis:

-Primera: Numerología. La cosmogenia dice que el número cinco representa la inteligencia. "Es la péntada, el símbolo de lo sagrado, de la luz, de la salud, de la vitalidad y del intelecto. Representa lo superior y lo inferior, los cinco sentidos corporales, los cinco dedos de la mano y las cinco funciones intelectuales: razonamiento, inteligencia intuitiva, memoria, abstracción e inteligencia creadora o inspiración. También el quinto elemento, el éter, porque está libre de las perturbaciones de los cuatro elementos inferiores. Significa el balance en la división del diez, que es el número perfecto. La péntada es el arquetipo de la Naturaleza en el sentido de su capacidad generadora, es el eje de la vida." Sorprendentemente coincidente con la tendencia verde-ecologista.

- Segunda: Optimización del espacio. Parece que con estas cinco repeticiones y la tipografía seleccionada, el mensaje se distribuyó equitativamente por todo el lado de la bolsita. Tiene sentido, a mí también me gusta esto de que las cosas queden alineadas, o que al menos sean visiblemente armónicas. Si no, me fastidio. El dueño de Starbucks puede sufrir de esta misma patología.

- Tercera: Es la visión green de la empresa, y lo hacen parte de sus productos. Válido también. Si les interesa leer un poquito más sobre la filosofía ecologista de la cafetería en cuestión, los invito a leer http://www.starbucks.com/responsibility/environment/recycling. (Me acabo de enterar que si llevo mi vaso térmico para que me sirvan mi café me descuentan 10 centavos por ahorrar un vaso de papel)

Igual, me quedo con la siguiente:

- Hipótesis del Lado Oscuro: Aplicable a cuestiones amorosas, esta bolsa es un curso acelerado que garantiza el éxito en la participación del juego del "amor", sin salir demasiado lastimado por los "después" o los "ni". Muy útil para personas de más de 29 años. Léase su traducción interpretativa: Disfrute-Siga disfrutando-Siga disfrutando-Siga disfrutando- Siga disfrutando - Siga disfrutando (a esta altura, ya estamos en la quinta vez, el "asunto" se desgastó, aburrió, se convirtió en una psicosis total o repugna) - Cambie al siguiente.

¿Hay algo más que desee agregar a su pedido hoy? (Si, pasame un par de bolsitas más, voy a forrar la pared de mi habitación con esta leyenda, a ver si aprendo de una maldita vez....)

¡Gracias por merendar con nosotros hoy! ¡Que tenga un hermoso día!



No hay comentarios: