miércoles, 31 de agosto de 2011

6 a.m.

No estoy insomne. En realidad es todo lo contrario: me desmayo de sueño.
Pero estoy sentada estilo indio en un pasillo del hospital, con un cafe espantoso pero muy necesario sobre mi regazo y un paquete de galletitas, q completa mi desayuno.
Me desperte a las 5 a.m. Si no me muero hoy, no me muero mas. Ahora q lo pienso, ya dije muchisimas veces esa frase y aun estoy en la tierra de los vivos (o eso creo), asi que se ve que todavia me queda hilo en el carretel.
El tema de la energia viene aparte, y ya se que se transforma y bla bla, pero hablando en terminos practicos, la mia esta cerca d su extincion.
Odio este hospital, me trae recuerdos horrendos. Y en este momento tengo un deja vu... Me veo asi, sentada en el pasillo del cuarto piso, en medio d la madrugada, comiendo galletitas Club Social de la maquina de snacks, fumandome un cigarrillo e intentando leer mis apuntes de la facu. Llorando a veces...
Pero claro, son cosas que pasa en la vida de las personas y lo importante de aquello es que hoy sigo aca, entera y relativamente cuerda, viviendo mi vida como puedo. Y con experiencias acumuladas que me hicieron y me hacen la mujer que soy.
Hace un rato se me habia dado por pensar que ya tengo 31 años (bueno, dentro de un mes) y que no tengo un compañero a mi lado. Entonces me autogenere una novela bien dramatica, en la cual fui victima y llore. Por suerte mucho no me duro, pero si lo suficiente para replantearme mi vida en 30 minutos. Hmm, a ver.
He tomado decisiones que hoy me dejaron parada exactamente donde estoy. Y sigo tomando decisiones que van configurando mi dia a dia. Entonces, por que me lamento por algo que es lo que estoy eligiendo? Estoy conscientemente eligiendo no tener un compañero. No deberia lamentarme por eso.
Lo que pasa es que me confundo cuando estoy fragil, cuando llegan esos dias en los que la soledad desespera y pesa. Que coinciden con mi periodo pre-menstrual, asi que tampoco es tan grave.
Pero tengo que reconocer que a veces la realidad me azota con cachetadas gratuitas y me hace sentir una desubicada, una "rara", una "anormal".
Como que todavia no tengo hijos? Como no vivo en pareja? Como no me importa tener un compañero para que me lleve a pasear, me de amor, me cuide? Como, entre tanta gente conocida que tiene una familia, que sale con otra gente que tambien tiene una familia, que se juntan con sus hijos, que los domingos van a la plaza, que cuando llegan a sus casas despues del trabajo tienen quien los reciba y con quien irse a dormir confortablemente abrazados, como, como yo no?
No se. Como dije antes, habran sido las decisiones que tome, las que no tome, un poco de suerte diferente, de mala suerte, de buena suerte, el destino, el karma...
Sea cual sea la respuesta, asi estoy hoy.
Y no escribi todo esto a modo de queja o de discurso de autocompasion. Sino a modo de reflexion. Porque esta bueno de vez en cuando parar el mundo y escucharse.
Tengo que admitir que me encuentro algo temerosa. Como sobrecogida por la incertidumbre... Y confundida.
Sigo despierta. Ya son casi las 7.
Al menos, todavia respiro...
Envoye avec Windows Mobile d Movistar















No hay comentarios: